sábado, 23 de julio de 2016

El "Grupo Picasso". Crónica de un viaje .



Post dedicado a mi colega malagueño Andrés Mérida


Hacía ya bastante  tiempo que publiqué la última crónica insular. Casi hace hoy  un año. Para un blog este silencio tan prolongado es su sello de defunción. Y en verdad pensaba muy seriamente  que sería la última.   Uno ya duda que este blog y  estas y otras  historias que uno pueda contar interesen  realmente en la era de la inmediatez de las redes sociales.  Aún así no puedo evitar  escribirlas porque de paso, me sumerjo en la propia historia y aprendo durante su travesía, como pedía el poeta en su viaje a Ítaca.

Así que ahí  va, aunque tenía el borrador preparado casi desde el añp pasado, me he animado a publicarlo y de paso, revivir al menos por un tiempo, esta querida y vieja  ínsula bloguera....

De Málaga a Cannes. Crónica de un viaje digno de una película o cuanto menos de una novela gráfica si uno tuviese esa capacidad o conocimiento del medio. No entiendo como esta historia no ha sido llevada al cine o se ha hecho un documental. Salvo algunas crónicas malagueñas y tributos locales  es una historia casi olvidada.

Bodegas el Pimpi


Tiempo atrás , en la “Tasca de los pintores” , una pequeña taberna de  Málaga aledaña  a las  concurridas y populares Bodegas  El   Pimpi,  Andrés Mérida    amigo malagueño y colega de mis tiempos de la Escuela de Bellas Artes de Santa Isabel de Hungría en Sevilla   (y  reconocido  pintor que tiene allí también un tonel pintado  con su firma)  me nombraba entre cañas y  unos  exquisitos tomates aliñados  que allí llaman “huevos de toro”  las famosas tertulias  que tenían lugar en este establecimiento,  y  de una de ellas en especial que se remonta a   una vieja historia   de la que no conocía gran cosa.



Me he permitido indagar y buscar información  sobre aquella historia y lo que sigue es  un puzzle que me he permitido recomponer con retazos y testimonios  de aquí y de allí.  Al final dejaré las fuentes de las que me he nutrido, aparte de los  huevos de toro y el pulpo aliñao de la "Tasca de los Pintores", claro está. Porque aparte, este viaje que hice con un viejo grupo de amigos de Bellas Artes a Málaga, también tuvo  algo de especial y un feliz reencuentro como muchos de ellos tras muchos años sin verlos.

El grupo posando con Picasso a la entrada de  Ville Californie

Bueno, ésta es la historia del llamado  “Grupo Picasso” , historia que se remonta a 1957, cuando  un grupo de jóvenes pintores malagueños, agrupados   bajo el nombre de ‘Peña Montmartre’, emprendieron un alocado viaje  por toda España para llegar  hasta Cannes en una furgoneta montacargas  DKW (prestada por un mentor del grupo)  con la baca repleta de lienzos y  el maletero lleno de productos típicos de Málaga  (chanquetes, pasas, almendras, higos secos  y hasta un saquito con arena de sus playas)   pero,  sobre todo,   con el corazón plagado de ilusiones, sueños y el deseo imperioso de conocer en persona  a  su paisano y gran artista  Pablo Ruiz Picasso. 
Un largo viaje por una España gris y empobrecida   que se hizo menos duro por las bromas y el espíritu siempre festivo de la comitiva.

Un viaje que, mirándolo en perspectiva,  tiene ciertos tintes romántico-novelescos:  un grupo de jóvenes, montados en una vieja furgoneta, se aventuran, con muchas expectativas y no pocas incertidumbres, en un viaje plagado de anécdotas que se van sucediendo a lo largo del trayecto; un viaje que también se encuadra en la tradición de esos  “itinerarios artísticos” que se emprenden con un objetivo formativo, y que finalmente acaban teniendo un poder transformador en quienes los acometen, un viaje iniciático.

Una parada en el camino

La iniciativa del viaje nació, como ya dije,    de la denominada “Peña Montmartre”,  un colectivo de pintores malagueños  que tenían su centro de reunión en  El Palomar de las  antes nombradas Bodegas El Pimpi.   La Pena Montmartre  se esforzaba sin  éxito en la renovación del  gris panorama creativo malagueño de aquellos años . Fue  espoleada por Vicente Serra -un bon vivant local que actuó como  “manager”,  y  consideró una buena opción para la peña  viajar a Paris para conocer de primera mano las nuevas tendencias artísticas, y, por que no, exponer en la que entonces se consideraba una de las capitales de la creación artística.

Así, a lo largo de 1957, va tomando cuerpo la idea de este viaje, que se inicia el 6 de noviembre de aquel mismo año. Ese día, cuatro pintores sin  blanca  llamados  Virgilio Galán, Gabriel Alberca, Alfonso de Ramón y José Guevara, acompañados  por el constructor de montacargas Francisco Ramos y su hijo Paquito (que se ofrecieron  a llevarles  en  su  furgoneta DKW a cambio de que le pagasen la gasolina)  , comienzan un periplo viajero  que les llevará al encuentro con París,  pero, y sobre todo, al encuentro con su paisano Picasso. Un viaje arriesgado  y comprometido políticamente  además,  habida cuenta de que estamos hablando de 1957 , en plena dictadura  franquista  donde  efectivamente, no llegaba ninguna información sobre Picasso por su clara vinculación con el partido comunista , por lo que este hecho debieron ocultarlo  a las autoridades locales y nacionales.

Por tanto,  el motivo “oficial” del viaje era exponer en la Embajada de España en París y conocer de primera mano el ambiente artístico parisino. A Picasso ni nombrarlo,  por si las moscas. Iba a ser, además,  un regalo-sorpresa de cumpleaños para Picasso. Querían llegar el 25 de octubre y felicitar al artista por sus 76 primaveras. Empezaron a preparar el viaje con tiempo, por el mes de julio; sin embargo, no salieron hasta noviembre. La culpa la tuvo el papeleo. En España, estos años de dictadura, salir del país no era tan fácil.

Tras diversas vicisitudes,  cientos de anécdotas  en el  viaje y   ciertos problemas burocráticos  en la frontera francesa  (donde prácticamente se “colaron”  a la tremenda aprovechando un despiste  de los gendarmes)    consiguen  llegar a Cannes y dirigirse  a Ville Californie, residencia de Picasso en aquella época.



 A Picasso, cuentan en las entrevistas que les hicieron  tiempo después,   lo vieron  como un gran tipo, cercano y jovial .  Incluso les dijo: -Bueno, a ver qué pintáis- y  ellos no se hicieron de rogar  y colocaron  sus  trabajos las escaleras de la entrada. Unos minutos después apareció Picasso, con unas cuantas obras suyas, que depositó al lado de nuestros cuadros, diciendo: - Para que sea una exposición de pintores malagueños. Y él mismo acuñó  allí el nombre “Grupo Picasso de Málaga”. Cuentan   que les enseñó la casa. En aquellas fechas   estaba pintando algunas de sus  versiones de Las Meninas.

 Exposición de obras del Grupo Picasso en las escalinatas de La Californie

Luego, tras la visita,   todos se fueron  a París a continuar con su “plan” inicial  de exponer en la Embajada Española y conocer ya de paso  el mundillo artístico de la capital  y ahí acabó un poco  su   contacto con Picasso salvo la conexión con Sabartés que  les trasladó al tiempo   la preocupación de Picasso de no saber nada de ellos desde que se despidieron  en La Californie. La mayoría se volvieron a excepción de José Guevara que prolongó su estancia en París más tiempo y cronista especial de esta aventura parisina.   Lo cierto es  que en París  tuvieron  contacto con la pintura abstracta,  por supuesto con el Cubismo, y con otros movimientos de vanguardia que luego, al volver  a Málaga, intentaron  desarrollar de alguna forma con más o menos fortuna. Organizaron oficialmente, eso sí,    el Grupo Picasso, cuya función principal era difundir  su obra y  hacer las gestiones para que dicha obra pudiera exponerse allí, cosa que consiguieron por fin en 1961, en el Museo Provincial de Bellas Artes. Málaga empezó a dar pasos para unir de nuevo a Picasso con su tierra natal, pero al disolverse el Grupo en el año 1964 por orden del gobernador civil, se suspendió toda actividad.

 Y aquí acaba o comienza la historia,  al menos la mía ya que  nací ese año de 1964, curiosamente casi (por un día)  en las mismas fechas que  Picasso:  el 26 de octubre, un día después.

Fuentes:
http://es.slideshare.net/joseguevara/malaga-picasso-2431321 
http://www.guateque.net/grupopicasso2.htm
http://elpais.com/diario/2011/03/31/andalucia/1301523735_850215.html

No hay comentarios: